La Fundación

Fundación Juventud Emprendedora es una organización sin fines lucro que busca reforzar en las personas, especialmente los jóvenes, la voluntad para hacer realidad sus sueños, generando oportunidades a través de la autonómía y la diferenciación. Con tal propósito, desarrolla programas educativos y de promoción de iniciativas que estimulan el espíritu emprendedor y la empleabilidad.

Entendemos el emprendimiento como una manera de pensar, sentir y actuar frente a las oportunidades de la vida. Facilita y motiva la generación de ideas creativas y acciones innovadoras e impulsa llevarlas a cabo con responsabilidad y equilibrio, con el objeto de desarrollarnos y colaborar con el desarrollo de nuestro entorno.

Entendemos la empleabilidad como la capacidad que permite a las personas una mayor diferenciación y elegibilidad en el mercado laboral.

En Fundación Juventud Emprendedora buscamos ser modelo e instrumento de inversión social para personas, empresas e instituciones, colaborando efectivamente con el progreso de la comunidad en la que estamos insertos y favoreciendo la transformación de la sociedad a niveles superiores de desarrollo sustentable y calidad de vida.

Para el cumplimiento de estos propósitos la Fundación se apoya en la asociatividad como modelo de acción y relación; involucrando y unificando intereses comunes, generando capital social y facilitando la participación y corresponsabilidad de los distintos actores sociales.

Pilares de Nuestro Trabajo

Cinco pilares fundamentan nuestro trabajo. Ser una organización versátil, capaz de adecuar sus programas a las necesidades reales del beneficiario objetivo, en sintonía con auspiciadores y colaboradores.
Una metodología eminentemente participativa, propia de “aprender haciendo”. El enfoque de competencias como modelo formativo y de gestión.
El estilo colaborativo de relación y acción, propio de la asociatividad.
Y la orientación permanente a la excelencia de servicio en todas nuestras acciones y programas.

Metodología

Desarrollamos nuestro trabajo bajo la metodología de “aprender haciendo”, lo que permite a nuestros participantes; reconocer sus habilidades, desarrollar conductas vinculadas al emprendimiento, comprender el valor del trabajo, visualizar la importancia del desarrollo permanente, y generar instancias para que los participantes orienten sus aptitudes e inclinaciones vocacionales y se animen a realizar emprendimientos concretos.

Utilizamos el enfoque de competencias para definir los contenidos y evaluar la efectividad de nuestros programas, lo que nos permite medir el avance que los beneficiarios experimentan en la creación, desarrollo, activación e inhibición de las competencias.